En el mundo de la impresión se cumple a la perfección el dicho de que “lo barato sale caro”. Y en el caso de los tóneres, el usar falsos o compatibles se traduce en problemas no sólo de calidad, sino que también implica la anulación de la garantía del dispositivo, posibles problemas de salud, un menor respeto al medio ambiente y más problemas técnicos en los equipos.

Así, está demostrado que en la mayoría de las ocasiones los tóneres falsos no funcionan correctamente y, cuando lo hacen, proporcionan menos impresiones por tiempo de vida de las que se obtienen con el uso apropiado de los tóneres de KYOCERA. Los cartuchos originales ofrecen un máximo rendimiento de la impresora tanto en volumen de copias como en la calidad. De hecho, los tóneres originales son nueve veces más fiables, ahorrando de esta manera papel, tiempo y dinero. Además, sólo las impresiones realizadas con los consumibles oficiales son válidas para producir documentos notariales.

cartucho toner competidor

Por otro lado, mientras que los tóneres oficiales de KYOCERA ofrecen impresiones de una calidad inmejorable, los expertos aseguran que los tóneres falsos provocan manchas, impresiones descoloridas, puntos, marcas, salpicaduras y una pobre calidad del color, que tienen como resultado un alto número de impresiones inutilizables. Incluso existe el peligro de que el polvo del tóner se derrame por la impresora, contaminando piezas clave del aparato y causando fallos en la máquina cuya reparación supone un coste muy alto.

En ese sentido, el uso de tóneres falsos o compatibles anula de inmediato la garantía de cualquier impresora o multifuncional KYOCERA, con lo que si el equipo sufre cualquier problema técnico, éste no será cubierto por el fabricante, independientemente de si está causado o no por el uso de estos consumibles no originales.

El tóner de KYOCERA es el único que garantiza el 100% de tiempo de actividad y, al mismo tiempo, es respetuoso con el medio ambiente, ya que genera un 58% menos de residuos que los cartuchos falsos o compatibles. Asimismo, el cartucho original no contiene sustancias nocivas como es el mercurio, cadmio, plomo, níquel, compuestos de cromo-VI o tintes que puedan liberar partículas cancerígenas. De esta forma, los tóneres de KYOCERA ofrecen soluciones de impresión más verdes y eficaces.